A esta fiesta sí que merece la pena ir


Es momento para celebraciones, cenas y demás jolgorios. Las empresas están formadas por comunidades de empleados y como tales sienten la necesidad de relacionarse, conocerse, compartir opiniones y entablar conversaciones fuera del ámbito laboral. Es lógico y normal. Cada días pasamos juntos muchas horas con nuestros compañeros, a veces más que con nuestras propias familias –razón por la que habrá que revisar el plan de conciliación implantado.

Existe una parte de la labor del departamento de recursos humanos que puede ser igual de importante que aquella relacionada con aspectos estratégicos de la dirección empresarial. De hecho, se trata de uno de los puntos de ese esquema a seguir. Nos referimos a las fiestas de empresa. Estos eventos dan la oportunidad para que los colaboradores potencien el sentimiento de unidad. En ellas, los equipos podrán conocerse mejor, entender sus intereses fuera del contexto de trabajo y comprender mejor su lenguaje. Cada vez más las empresas están formadas por equipos multidisciplinares y multiculturales. Esto hace que las personas que los componen son diferentes, con inquietudes dispares por mucho intereses profesionales que tengan en común.

Todo esto explica la razón del primer paso en la organización de estas fiestas de empresa: una investigación exhaustiva de los gustos e intereses de nuestra plantilla de trabajo. En realidad este aspecto debería resolverse sin tener como excusa este tipo de eventos. Es importante conocer a las personas y no tanto a los empleados. Temas de conversaciones, actividades de ocio o gustos culturales, suelen ser algunos de los ámbitos que debemos manejar a nivel global. Por ello, estaría bien repartir cuestionarios en los que se especifique desde cuáles son los eventos anteriores más valorados hasta si existe la posibilidad de alergias o determinados gustos alimenticios –como puede ser si hay vegetarianos entre los invitados. Es habitual que exista un cierto perfil común para cada empresa. El informe nos servirá además para valorar posteriores acciones relacionadas con el capital humano de la organización.

Se valora que el evento se celebre en un día entre semana. Los sábados y domingos están reservados para la vida personal del empleado, sea cual sea el motivo laboral. Por eso, jueves o viernes suelen ser los dos días encajan en estado anímico de las personas. Además, es conveniente evitar la oficina o centro de trabajo para su celebración.

En organizaciones dinámicas, compuestas por plantillas jóvenes la cena informal es la que prima, más que un convite clásico. El cocktail es la mejor opción en estos casos. Se trata de un contexto donde la gente suele interactuar más entre sí, circula libremente y puede relacionarse con otros departamentos de la empresa. Y, por supuesto, elige con quién quiere pasar ese tiempo, siente una mayor libertad frente a la imposición que supone el clásico convite.

Un truco en estos casos, puede ser el de seleccionar un equipo inter-áreas para organizar mejor la fiesta. Por un lado, esto permite integrar a personas de diferentes secciones, y por el otro, ofrece la oportunidad de que haya representantes de cada departamento. Un grupo de representantes que puede colaborar también durante el evento, por ser referentes de toda la compañía.

Para romper más esas barreras entre secciones, no está de más generar espacios de integración entre los invitados, donde se puedan reunir sin ningún tipo de jerarquías. En este evento, el cargo es mejor dejarlo en un segundo plano. Recuerda que la mejor fiesta es aquella que permite divertirse a todos, sin importar si son directivos, líderes de equipo, gerentes, técnicos, colaboradores o novatos.

Si existe la posibilidad de organizar un sorteo, puede ser una buena alternativa la de obsequiar a todo el mundo con algún detalle, más que premiar a unos pocos con regalos de mayor magnitud. Con ello se fomenta la igualdad entre empleados y promueve un clima saludable. Una celebración de éxito es aquella que transcurridos los días, las personas siguen recordándola y comentándola. No olvidemos que esta fiesta es un bálsamo para quienes trabajan juntos todo el año, y es vivida como un momento muy especial. Por eso, resulta sumamente importante contratar profesionales y servicios de confianza. De lo contrario, la fiesta podría generar una imagen que esté lejos de la que teníamos en mente cuando iniciamos la propuesta. Y es que una experiencia agradable y divertida del empleado supone una oportunidad para que se convierta en embajador de la marca de la empresa.

Como toque final del convite, realiza un seguimiento del mismo a través de fotografías, vídeos o descripciones de los acontecimientos. Una crónica en toda regla. A los empleados les gustará verse reflejados en esos documentos multimedia –o no…

 

«Hay que saber delegar usando mucha inteligencia emocional»


Javier Andrés Marín es fundador y CEO de ticketea, una plataforma tecnológica que simplifica la forma de organizar eventos y vender entradas. ¿El propósito? Hacer accesible la cultura, facilitar la creación y el acceso a la multitud de eventos culturales de una forma sencilla y directa, sin complicaciones.

Prueba de convertirse en una solución que muchas personas estaban buscando, ticketea se ha ganado el reconocimiento de muchos: premio como mejor webshop de Cultura y Ocio en los Premios de e-Commerce 2015, premio a la empresa con el producto más innovador en los Premios E-commerce Awards 2012, finalistas de los Premio Ficod (Foro Internacional de Contenidos Digitales) como Modelo de Negocio Innovador en 2010. Además, esta pequeña empresa, que cuenta ya con un total de 60 empleados repartidos en varias sedes y países, fue seleccionada en 2014 como una de las 20 mejores PYMES para trabajar en España según la organización internacional Great place to work.

Durante la entrevista, de la que os presentamos esta semana la primera parte, el fundador de ticketea, reconoció que una de las habilidades que ha tenido que reforzar ha sido su «capacidad para gestionar un grupo muy grande de personas».

Otro de los retos de todo CEO o directivo en cualquiera que sea su sector de actividad es el de «aprender a delegar el proyecto a otros, es una transición que todo emprendedor debe aprender a gestionar». «Saber gestionar ese paso con mucha inteligencia emocional y sin perder de vista los valores que siempre he querido para mi, para la empresa y de la gente que trabaja en ticketea», es de las habilidades más importantes y, a veces, más difícil del emprendedor.

¿Qué diferencia a ticketea de otras compañías que operan también dentro del mercado del ticketing?

La principal diferencia y también clave del éxito de ticketea es que la solución tecnológica está preparada para que un organizador pueda crear su evento en apenas dos minutos y comience a vender entradas inmediatamente después. Le ofrecemos la posibilidad de controlar en todo momento la venta, el precio, el tipo de ticket, permitiéndoles estar en el centro de las decisiones. Por eso nos gusta decir –es un lema en el que insistimos mucho– que somos los socios tecnológicos de los organizadores de eventos.

Creo, además, que también nos diferencia nuestro estilo. Somos una empresa joven, que se comunica con sus usuarios y organizadores de una manera muy cercana, con una plantilla muy versátil que ha desarrollado productos sencillos de usar, una gran capacidad de marketing y promoción, crecimiento internacional y mucha credibilidad y marca reconocida entre los grandes y pequeños promotores.

¿Cuál es la clave para ganarse la confianza del cliente en un mercado tan competitivo y extenso como el e-commerce?

En nuestro crecimiento, que ha sido rápido, pero siempre sobre seguro, ha sido muy importante que en cada paso del camino hayamos demostrado que todo lo que decimos que sabemos hacer, es cierto que lo sabemos hacer. Para ganarse la confianza de un cliente es muy importante ser honesto con él, no exagerar los logros que va a alcanzar con tu ayuda y no tener ningún problema en decir: «no».

Un cliente al que le dices: «esto que me pides yo no puedo ofrecértelo» es probable que vuelva más adelante por otro producto o porque ya estás preparado para ofrecérselo. Uno al que le mientes, seguramente no regresará jamás.

¿Qué le llevó a encontrar esta oportunidad de negocio?  

Ticketea surgió de la necesidad de un amigo, que quería participar de manera solidaria en el Mongol Rally –el ‘París-Dakar de los pobres’–, pero se encontró muchas dificultades para recaudar fondos a través de la venta de entradas de eventos que quería organizar para financiarse la competición. No existía ninguna forma de recaudar el dinero a través de un sistema de venta de entradas, que fuese intuitivo, sencillo y abierto a todo el mundo. Por entonces, año 2009, yo estaba cursando un máster en el Instituto de Empresa y se me ocurrió hacer mi proyecto del plan de negocio del máster sobre una plataforma que permitiese a cualquier persona crear eventos, promocionarlos y vender entradas a través de Internet. Así nació ticketea.

¿Qué habilidades como fundador y CEO ha tenido que reforzar en su trayectoria en ticketea?

He profundizado, obviamente, en mis conocimientos sobre programación, informática, legal o marketing, ahora sé mucho más que cuando empezamos. He aprendido mucho durante todo este camino, pero lo más importante ha sido tener que reforzar mi capacidad de gestionar un grupo muy grande de personas: desde inversores o el consejo de administración, a clientes, empleados, proveedores o usuarios. Todos con sus ideas, ambiciones, miedos y características, a veces similares y a veces diferentes. Por suerte, han ido creciendo paulatinamente y he podido trabajar cada ámbito.

Con respecto a la gestión de personas, ¿a qué retos se enfrentaba al comienzo y cuáles son los de hoy?

Cuando empezamos, éramos una plantilla pequeña que lo hacíamos y controlábamos prácticamente todo como una pequeña familia. El reto por entonces era convencer a profesionales de diferentes ámbitos para que confiasen en ticketea y dejasen sus empleos para apostar por este proyecto.

Una vez que este reto se superó y notamos que ya no nos costaba atraer talento, el reto durante la etapa de crecimiento de la empresa fue que la plantilla no sintiera que la empresa se deshumanizaba o había perdido nuestro estilo de hacer las cosas como seña de identidad. Quería que todo el mundo sintiera que ticketea seguía siendo un sitio donde nos importaban las personas.

Ahora que hemos crecido hasta los 60 empleados, en varios países y sedes, y que me es muy complicado estar en todas las oficinas, reuniones o decisiones, mi reto personal ha sido aprender a delegar el proyecto a otros, es una transición que todo emprendedor debe aprender a gestionar. Para mí no ha sido complicado porque tengo un equipazo conmigo, pero mentiría si no dijese que hay que pasar por esa transición, saber gestionarla con mucha inteligencia emocional y sin perder de vista los valores que siempre he querido para mi, para la empresa y de la gente que trabaja en ticketea.

The South Summit


El pasado miércoles 8 de octubre se inauguró The South Summit, el evento líder en startups en España y sur de Europa. Durante tres días, la plaza de toros de las Ventas cambió la arena por ponencias, charlas, competiciones e ideas geniales.

Inaugurada por Ignacio González, Presidente de la Comunidad de Madrid, el evento ha contado con de 6.500 asistentes de 25 países, 3.500 emprendedores, 400 inversores y 35 corporaciones han pasado por The South Summit, según datos de Spain Startup, la organización encargada de realizarlo.

En las charlas se ha tenido la oportunidad de poder escuchar a Andrés Barredo, fundador de Grooveshark, a Martin Varsavsky, creador de Jazztel y FON, Kike Sarasola, fundador de Room Mate Hotels, Íñigo Palacios, manager de Repsol Energy Venturees, entre muchos más. Pero sin duda, las conferencias más esperadas por todos fueron las de clausura, que corrieron a cargo de Ferran Adrià, cocinero de El Bulli, y Eric Schmidt, ex presidente de Google.

Previo a las charlas de clausura, los organizadores de The South Summit eligieron a los cinco finalistas elegidos este año como las mejores startups. Los seleccionados fueron:

En la categoría de Energy los galardonados fueron Deutecno, por su proyecto de aerogeneración Vortex, que pretende corregir algunos de los problemas de las energías renovables con soluciones como la reducción drástica de los costes de fabricación y mantenimiento (eliminación de partes móviles), el funcionamiento ante un mayor rango de velocidades de viento, la eliminación de ruidos y el bajo centro de gravedad.

En la categoría de Biotech el premio fue para Mintlabs que mediante el procesado de imágenes provenientes de resonancias magnéticas han creado un mapa del cerebro en 3D que permite ver cómo interconectan los cables neuronales y cómo es la estructura de cada cerebro.

En la categoría de Hightech la empresa seleccionada fue PlayGiga, que presenta un ecosistema completo basado en la nube que redefine la forma en que se jugaba hasta el momento: en tiempo real, a través de la nube y sin descargas ni esperas, con más de 1.000 juegos disponibles y desde cualquier dispositivo.

En la categoría de B2B los ganadores fueron ForceManager por su uso de la tecnología para optimizar la productividad de la fuerza de ventas y mejorar la gestión de la actividad comercial en las empresas.

En la categoría de B2C se impuso Ludei, gracias a su plataforma de desarrollo de HTML5.

Además de estos reconocimientos, hubo un premio especial del público para la empresa Playspace, una plataforma que permite jugar a los tradicionales multijugador con amigos desde Facebook, iPhone/iPad, Android o Tablet. 

También se entregó durante la clausura del acto también se escogieron los proyectos ganadores del programa ‘Soy emprendedor, soy de la Mutua, “que persigue impulsar los proyectos de los mutualistas”. Los galardones recayeron en ePomo en el proyecto Bluemove, en Growth y en E-Nlaza .
Por su parte Nice People at Work se ha alzado con el Premio FICOD a la startup más innovadora. 

Como novedad, este año 360 Executive Search ha sido patrocinador del evento y se va a encargar además de elegir a dos de las empresas ganadoras para dotarlas con dos premios. ¿Quiénes serán? ¡Lo publicaremos en breve!

 

Los eventos que vienen


Comienza el mes de septiembre y con él, libros nuevos, reuniones, deberes y agenda. Desde 360 Executive Search os queremos presentar los eventos que tendrán lugar en los próximos meses, para ayudaros a comenzar este curso.

Cook your startup El próximo 10 de septiembre en Madrid  tendrá lugar la jornada «Cook your startup«. Un workshop en el que los participantes aprenderán los métodos y las herramientas para poder ser más eficiente y organizados en el desarrollo de sus startup. El precio de inscripción es de 15 euros.

Next Bank EuropeEl 18 y el 19 de septiembre se organiza en Barcelona el Next Bank Europe, un evento en el que participarán 20 startups previamente elegidas y cuyos representantes tendrán que defender sus ideas y proyectos de negocio ante expertos de la rama de los negocios, inversores y empresarios. Los organizadores elegirán a dos ganadoras, que recibirán 30.000 euros de apoyo a su negocio.

Lean Startup Machine: Es un taller de tres días enfocado al éxito en la construcción de negocios. Qué hacer y sobre todo qué no hacer a la hora de poner en práctica una idea. El evento contará con seis talleres prácticos y cuatro ponencias. Se celebrará en Madrid del 26 al 28 de septiembre. 

El Ser Creativo Express Sevilla: El 9 de octubre el Ser Creativo llevará sus pequeñas charlas a Sevilla, en un evento que recogerá opinión y experiencias de emprendedores e investigadores, y algunos de los ponentes de la pasada edición de Mentes Brillantes, que tuvo lugar en Madrid.

SIMO Network: Esta feria, que se celebrará del 16 al 18 de octubre en Madrid,  nos mostrará el futuro de un sector que ha irrumpido en nuestro día a día: las TIC. Estará enfocada a dar a  conocer los principales proyectos tecnológicos puestos en marcha en los ámbitos de Educación y  Tecnológica para la Justicia.

3 Day Startup Madrid: El reto de este evento es crear una empresa tecnológica en tres días. Si quieres participar,  acaba de empezar su fase de selección. Inscríbete. El programa de educación empresarial para los emprendedores elegidos se realizará el 14, 15 y 16 de noviembre en la capital.

Smart City Expo World Congress: Este evento reúne una visión de futuro sobre las ciudades y la ciudadanía y aporta soluciones listas para implementar que harán de nuestras ciudades mejores lugares para vivir y trabajar. Tendrá lugar en Barcelona, del 18 al 20 de noviembre.