¿Puedo cambiar de sector después de los 30?


Seguro que muchos de vosotros comenzasteis una carrera profesional nada más salir de la universidad y a unos os enamoró el mundo profesional que encontrasteis, a otros os decepcionó profundamente. Para este segundo grupo solo quedan dos opciones, o seguir toda la vida con la espinita de que quizá no sea esa vuestra salida profesional óptima o cambiar de trabajo. ¿Qué opciones encontraréis si decidís cambiar de sector profesional y probar suerte en otro ámbito?

Un profesional es un profesional. Dejemos de lado que evidentemente tendrás ciertas deficiencias formativas que tendrás que suplir con el tiempo. Damos por hecho que todas las profesiones necesitan de cierta experiencia que tú no tienes pero hay a lo que sí tienes: profesionalidad. No eres un recién graduado, sabes manejar equipos de personas, sabes cómo reaccionar ante situaciones de estrés… en definitiva, tu experiencia en el sector es la de un joven pero tus capacidades profesionales no lo son.

Amplías el espectro de conocimiento del sector. Casi todas las disciplinas se pueden aplicar a múltiples ámbitos, vengas del mundo que vengas seguro que hay algo de tu anterior sector que beneficia a tu nuevo puesto. Todos los sectores están muy especializados y todos los sectores requieren de una forma de pensar muy determinada. Si tú entras en un sector nuevo con una forma de pensar totalmente diferente, tienes que saber enfocar tus conocimientos a hacer crecer y ampliar horizontes en tu nuevo trabajo. Posiblemente dejes con la boca abierta a más de uno con tu forma de ver las cosas, con tus soluciones.

Tu ilusión te hace tenerlo claro. El mundo laboral está lleno de gente que ha terminado parando en un lugar como podía haberlo hecho en otro (tú, sin ir más lejos, eras una de esas personas antes de cambiar) sin embargo ahora eres una persona que ha arriesgado mucho por estar donde está. Una persona que ha salido de su zona de confort y ha arriesgado todo por la ilusión de una opción profesional que le llena. Por eso ese ímpetu hará que marques la diferencia, el tener claro lo que quieres y ser plenamente consciente de a qué has renunciado para estar allí te hará un trabajador más motivado,más creativo y más proactivo.

 

 


Deja un comentario