Es hora de reciclarse: A tu manera


La tecnología y los nuevos estilos de vida han traído consigo infinidad de nuevas oportunidades para reciclarse profesionalmente, algunas de ellas pasan por emprender nuestra aventura en solitario.

La forma más común de reciclaje dado el estilo de vida y la situación laboral actual es hacerse trabajador por cuenta propia, es decir, autónomo.

Últimamente se ha recomendado mucho desde el estado a comenzar nuestra aventura laboral de forma independiente, llegando incluso a ensalzar la figura del emprendedor hasta límites que han llegado a provocar incluso rechazo.

Pero emprender o trabajar por nuestra cuenta no es ni la solución perfecta en todos los casos ni un desastre asegurado.

La primera pregunta que hay que hacerse antes de emprender es. ¿Qué puedo aportar? Nuestra trayectoria laboral nos ha dejado un bagaje y una experiencia que tiene un alto valor y que no podemos desdeñar. Uno de los errores más comunes en la “fiebre del emprendimiento” es que lo hacían muchas personas casi sin experiencia ni habilidades ante la falta de oportunidades para formarse en una empresa con el consecuente (casi siempre) fracaso.

Pero el caso de un profesional es distinto. por eso si estás pensando en reciclarte tienes que analizar tu entorno profesional buscando alguna brecha, una oportunidad de negocio. Posiblemente esta oportunidad conlleve reciclarse, es decir, hacer las cosas de manera diferente a como lo has hecho siempre en tu empresa. Y así debe ser porque si pensases en hacerlo de la misma forma ¿Por qué iba nadie a contratarte a ti en lugar de a tu anterior empresa?


Deja un comentario