Employer branding: Acciones internas


 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

La utilidad última del Employer branding puede dividirse en utilidad interna y externa. Todo el proceso que hemos seguido ha de verse reflejado a ambos niveles. ambos son necesarios y se retroalimentan. Hoy empezamos con el nivel interno.

¿El objetivo? Muy sencillo, que nuestros empleados actuales sean conscientes de nuestra marca. A veces pensamos que este es el paso más sencillo porque simplemente tenemos que comunicar de manera directa. es decir, tenemos muy localizados a nuestro público objetivo así que  nuestro mensaje va a llegar seguro… además los pagamos así que faltaría más que ellos no quieran a su propia empresa.

La realidad es bien distinta. La verdad es que la gran acción interna de employer branding que podemos llevar a cabo será la acción real que cambie la vida de nuestros empleados.

Nuestros empleados pasan muchas horas en nuestra empresa por tanto pasan gran parte de su vida en un entorno que nosotros controlamos y sobre el que tenemos toda la responsabilidad. Por eso, el cómo se sienten con respecto a nuestra marca, en ningún caso va a depender de palabras, si no de hechos.

Quizá a nivel externo podemos adornarlo pero a nivel interno, imposible. Ya sabes eso de que dentro de la casa son siempre los más exigentes y eso se cumple siempre.

Sin embargo la recompensa es exponencial. Cuando desarrollamos un plan a nivel interno y lo comunicamos adecuadamente, encontraremos cómo nuestros trabajadores se convierten en los embajadores más fieles de nuestra marca. Una base genial sobre la que construir nuestra marca y nuestro negocio que nos aportará estabilidad e infinitas posibilidades de crecimiento.


Deja un comentario